Deiveson Figueiredo demostró contundencia para derrotar a Joseph Benavidez este sábado en la pelea estelar del UFC Fight Island 2, luciendo sus recursos sobre el octágono en la isla Yas de Abu Dhabi para conquistar el título peso mosca de la compañía.

El peleador brasileño complicó a su rival con un derechazo notable cuando estaba por terminar el primer asalto del combate y no le permitió reacción hasta aplicarle un letal mataleón.

Figueiredo demostró que su victoria invalidada sobre Benavidez a inicios de año no fue casualidad. Esta vez cumplió con el paso de la división, se impuso al estadounidense con solvencia y adquirió el cinturón que Henry Cejudo dejó vacante para un nuevo campeón.

“Estoy muy feliz. Sabía que iba a llegar mi momento, voy a prepararme para defender este título. Soy una persona que se prepara muy duro para todo en el octágono. Quería llevarle le cinturón a mi gente a Brasil. Dije que lo iba a finalizar en el primer round y así lo hice”, destacó luego de someter a su contrincante.

“Siento que he muerto 100 veces… ¿Qué es una más? Sé que hice todo bien. Él fue el mejor. Es una bendición hacerlo de nuevo, tener la oportunidad. Soy bendecido”, agregó Benavidez.