Las recientes previsiones del FMI muestran un mundo bipolar: Asia y el resto. Los países asiáticos están dando otra lección a los occidentales en gestión de crisis, como sucedió en 2008. No es un dilema entre dictadura o democracia. Como tantos economistas clásicos nos enseñaron, la clave son las instituciones. Corea es una democracia sólida y está gobernada por un Gobierno de izquierdas y será el país con menor impacto económico de la pandemia y el que menos muertes tendrá.

Seguir leyendo