noviembre 11, 2020

La Secretaría General de la Organización de los Estados Americanos (OEA) expresó su “profunda preocupación” ante “la nueva crisis política en Perú” a cinco meses de realizarse las elecciones generales.

La OEA subrayó que el Tribunal Constitucional (TC) debe “pronunciarse respecto a la legalidad y legitimidad de las decisiones institucionales adoptadas, así como sobre las diferencias que pudieran existir en la interpretación de la Constitución”.

Anteriormente la gestión de Vizcarra había presentado una demanda competencial para que el T. C. determine cómo se debe interpretar la causal de vacancia presidencial por incapacidad moral, planteada por el Congreso la primera vez.

El organismo internacional indicó que, en esta compleja coyuntura, los actores políticos son responsables de asegurar el funcionamiento democrático y de garantizar la realización de las elecciones nacionales convocadas para el 11 de abril de 2021.

“La celebración de estas elecciones constituye un paso esencial para asegurar una nueva etapa en la vida democrática institucional del Perú”, señalan. En línea con este propósito, el organismo internacional asegura la presencia de una Misión de Observación Electoral.

Es responsabilidad política de la Secretaría General de la OEA, “velar por el cumplimiento del ejercicio de la democracia representativa como la base del Estado de derecho y los regímenes constitucionales”.