noviembre 3, 2020

Diego Maradona causó preocupación en toda Argentina el pasado lunes luego de ser ingresado a una clínica en La Plata. La anemia de la cual es víctima hizo que ingrese por motivos de prevención; sin embargo, tal como lo indicó su médico de cabecera, se encuentra estable y próximo a salir.

Leopoldo Luque aseguró que el ’10′ fue internado por un “bajó anímico que afectó su alimentación”. La idea es que permanezca en observación unos días.

“Diego no entró de urgencia. No es que esté crítico ni nada por el estilo. Se encuentra mejor que ayer. La idea es que siga acá unos días más», explicó el médico.

Luque aseguró que Maradona tiene intenciones de dejar la clínica al ver que se encuentra en buen estado. “Diego no entró de urgencia. No es que esté crítico ni nada por el estilo. Se encuentra mejor que ayer. La idea es que siga acá unos días más”.

“Uno corrige una parte. El tratamiento es a largo plazo. Uno necesita un par de días cuando ve esta situación. Esperemos que se quede”, explicó Luque.

“El objetivo es mejorar la parte clínica, porque estaba débil y cansado… Las anemias son multifactoriales, una de las causas está en la alimentación. Ahora la idea es hidratarlo y ver los próximos hemogramas, para constatar si sube los niveles de hematocrito”, finalizó.

Diego Maradona cumplió 60 años el pasado viernes y se dio el gusto de celebrar su cumpleaños en la cancha, su lugar en el mundo, aunque lució cansado y apenas permaneció una media hora en el regreso oficial de Gimnasia a la actividad.

Con tapabocas y paso vacilante, Maradona ingresó al estadio Juan Carmelo Zerillo, en el que Gimnasia y Esgrima, del que es DT desde 2019, venció 3-0 a Patronato, en la primera fecha del nuevo campeonato de la máxima categoría del fútbol argentino, tras ocho meses de suspensión la pandemia del coronavirus.