noviembre 13, 2020

La euforia del lunes en los mercados tras el anuncio de la vacuna de BioNTech y Pfizer se ha ido desinflando poco a poco lo largo de los días, pero todo apunta que el empuje llevará a la Bolsa española a cerrar su mejor semana en casi dos décadas. Entre el lunes y el viernes, las 35 empresas que componen el índice selectivo español han incrementado en su conjunto su valor bursátil más de un 13% tras conocerse que la eficacia de la vacuna que desarrollan las farmacéuticas es del 90%. Una ola de optimismo ha invadido a los inversores que apuestan por recuperar el terreno perdido en estos meses de pandemia. El índice español ha abierto este viernes en positivo lo que acerca ese hito. El Ibex 35 batiría así la marca de septiembre de 2001, cuando ganó en una semana un 12,5% y solo quedaría superado por la subida de octubre de 1998, cuando se apuntó un 14,5% en cinco días, la mayor ganancia del histórico de la Bolsa de Madrid.

En el resto de Europa las subidas de la semana han sido mucho más moderadas, del 7,33% en el caso del Eurostoxx, el parqué que aúna las 50 mayores corporaciones de la eurozona. Las empresas más afectadas por el coronavirus han sido las grandes ganadoras de la semana. El turismo, el petróleo y la banca han recuperado parte de la sangría sufrida este año por el freno del turismo, el consumo y la movilidad.

A media mañana del viernes, el Ibex 35, la Bolsa de referencia en España, sumaba casi un punto por el tirón de la banca. Bankinter, Sabadell, Santander y BBVA se apuntan entre un 2% y un 4%, junto a los valores industriales. Las empresas turísticas, encabezados la operadora aérea IAG –propietaria de Iberia, British Airways y Vueling–, ganan entre 0,5% y un 1% y moderan la fuerte crecida de comienzos de semana, cuando llegaron a subir hasta un 37%, en el caso de IAG. Por su parte, las eléctricas se sitúan en números rojos.

En el resto del continente, las ganancias de este viernes son similares a las del parqué español. El Eurostoxx se apunta a media mañana un 0,5%, aupado por los valores franceses. La Bolsa de París sube también medio punto, lo mismo que la alemana y la italiana, mientras que Reino Unido se sitúa en negativo.

Al otro lado del Atlántico, los valores estadounidenses, los que más han crecido a lo largo del año, no han logrado subirse al carro de la vacuna y desde el lunes bailan entre los números rojos y verdes. La Bolsa de referencia del país, el S&P500 solo ha sumado esta semana un 0,8%. Pero el gran perdedor de estos días ha sido el Nasdaq, el parqué que agrupa a las grandes tecnológicas como Apple, Google y Amazon. Este índice se ha dejado entre el lunes y el jueves más de un punto y medio porcentual –después de subir más de un 9% la pasada semana– debido a que las tecnológicas eran las grandes beneficiadas de los confinamientos y las restricciones de movimiento, con los que se ha disparado el consumo de internet, las redes sociales y el comercio electrónico.