Las autoridades chinas permitieron el ingreso de dos mil aficionados del Shanghai SIPG y el Beijing Guon al Suzhou Sports Center. El partido culminó con triunfo del Shanghai SIPG, con doblete de Oscar.