septiembre 28, 2020
Un trabajador de una factoría de ArcelorMittal, en una imagen de archivo.
Un trabajador de una factoría de ArcelorMittal, en una imagen de archivo.ASSOCIATED PRESS

ArcelorMittal ha acordado este lunes la venta de su división en Estados Unidos a Cleveland-Cliffs por un importe de 1.400 millones de dólares (1.204 millones de euros), según ha informado este lunes el gigante siderúrgico. Aproximadamente un tercio de la contraprestación es en efectivo por adelantado, 505 millones de dólares (434 millones de euros), mientras que los dos tercios restantes se concretan a través de 78,2 millones de acciones ordinarias de Cleveland-Cliffs con un valor de 500 millones de dólares (429 millones de euros) y acciones preferentes sin derecho a voto canjeables por aproximadamente 58 millones de acciones ordinarias de Cleveland-Cliffs con un valor agregado de 373 millones de dólares (320 millones de euros) o una cantidad equivalente en efectivo.

La recepción inicial del mercado a la transacción está siendo muy buena: las acciones de ArcelorMittal comenzaron la sesión de este lunes con una subida superior al 7% y lideraban las ganancias del Ibex 35 en una jornada de signo claramente alcista.

Cuando se complete la operación, Cleveland-Cliffs —que asumirá la deuda de la división de ArcelorMittal en EE UU— se convertirá en el primer fabricante de acero laminado plano del país norteamericano, con un volumen de producción de 17 millones de toneladas, según los datos de 2019. También será el principal productor de Norteamérica de pellets de mineral de hierro. Las sinergias de costes ascenderán a unos 150 millones de dólares al año, según las cifras aportadas por ArcelorMittal.

En el conjunto de 2018 y 2019, la división estadounidense de la empresa con sede en Luxemburgo contabilizó unos ingresos de 10.400 millones de dólares (8.937 millones de euros), así como un resultado bruto de explotación (Ebitda) de entorno a 700 millones de dólares (601 millones de euros). La compañía opera en el país seis siderurgias, ocho líneas de acabado, dos operaciones de minería de hierro y peletización y tres plantas de carbón y coque.