noviembre 7, 2020

Esta semana nos dejó Hernán Bartra, uno de los más talentosos ilustrador e historietista peruano que junto a su socio y amigo, Juan Osorio, se asociaron para formar por la década de los 60 los estudios Osito-Monky que revolucionó la historieta en el Perú, y que ganó su lugar frente a las tiras cómicas importadas.

Desde esos personajes como el pícaro Manyute o la señora Robustiana, el inquieto astronauta Chepar, o los niños de las tres regiones del Perú como era Coco, Vicuñín y Tacachito, deleitaron a toda una generación.

También te puede interesar: Infantería de la Marina nació en fragor de la independencia

En el estudio Osito-Monky buscaron un estilo peruano para las historietas y las tiras cómicas, y ciertamente, lo encontraron, porque además de la creación de personajes también buscaban esa narración que vaya acorde con estos dibujos.

Antes de los modernos sistemas de computación, los ilustradores todo lo trabajaban a lápiz y pincel. Las creaciones aparecieron en el desparecido Ultima Hora, El Comercio Gráfico, Expreso, Ojo y Onda.

En Expreso lograron atraer al público estudiantil a través del Escolar, pero al terminar esta etapa se animaron a sacar la revista Avanzada, donde daban vida a los personajes históricos contado para un público juvenil. Había desde héroes, artistas, santos, entre otros.

También te puede interesar: Celebran 240 años de gran rebelión de Túpac Amaru

Una de las últimas apariciones públicas de Hernán Bartra fue en setiembre del 2017, cuando la Casa de la Literatura le rindió un homenaje, junto con aquellos artistas que ayudaron a formar. Ahí estuvieron Julio Carrión “Karry”, Javier Flores del Águila, Antonio Torres y Dionisio Torres, quienes pasaron por el Estudio Osito-Monky, agradecieron las enseñanzas de Osorio y Bartra, a quienes consideraron sus maestros.

Bartra, un loretano que vino a Lima para estudiar en una universidad, pero que su arte marcó su vida falleció el pasado 4 de noviembre a los 88 años. ‘Monky’ Bartra, junto con ‘Osito’ Bartra marcaron el camino.